“Aquí comienza una nueva etapa en la historia de Chihuahua, una etapa que será caracterizada por el reconocimiento mutuo y el trabajo coordinado”: Maru Campos

0
151

– Realiza Gobernadora gira de trabajo por Guachochi, recibe Bastón de Mando


Con el objetivo de fortalecer la relación entre las autoridades tradicionales y los representantes de los diversos órdenes y poderes del Gobierno, la gobernadora Maru Campos Galván encabezó una reunión con cerca de 300 gobernantes indígenas, que tuvo verificativo en Guachochi.
  

Este evento fue organizado por la Comisión Estatal para los Pueblos Indígenas (COEPI) y se efectuó en el Lago de las Garzas, ubicado en la localidad, donde los gobernadores indígenas María Luisa Bustillos (Ciénega de Norogachi), Hortencia Palma (Guachochi) y Alejandro Hernández (ex gobernador de Papajichi) le entregaron a la gobernadora el Bastón de Mando.
 

Como parte del evento, la Gobernadora dio el banderazo para el inicio de programas de la Comisión Estatal de Pueblos Indígenas (COEPI). 

En su mensaje, la jefa del Ejecutivo en el Estado declaró: “Me da mucho gusto estar en compañía de nuestros Gobernadores de pueblos tradicionales, para nuestro primer encuentro oficial, porque aquí comienza una nueva etapa en la historia de Chihuahua, una etapa que será caracterizada por el reconocimiento mutuo y el trabajo coordinado, para ofrecer a las comunidades el mejor futuro posible”.

La mandataria pidió perdón por la indolencia e incomprensión de muchos gobiernos hacia los pueblos indígenas e invitó a los presentes a mirar ese futuro con esperanza, porque no obstante que el pasado de las comunidades tradicionales está marcado por una historia de dolor y marginación, el Gobierno que acaba de comenzar, está formado a partir de la convicción de reconocer la dignidad intrínseca de toda persona, sin importar condición u origen.

“Por eso los quiero invitar a que miremos el futuro con esperanza, porque juntos sí podemos construir una verdadera hermandad entre todos los chihuahuenses, como una familia nos podemos enriquecer con la diversidad de culturas, de visiones del mundo, de tradiciones y de formas de vida, y esta hermandad nos llevará a ofrecer mejores condiciones de vida para todas las comunidades”, asentó.

La mandataria manifestó que juntos es posible llevar a todos los rincones la esperanza para los jóvenes de las comunidades indígenas, para que sepan que sí se puede acceder a un futuro con educación y oportunidades de empleo, aseguró que podemos impulsar el talento artesanal de todas las culturas, y portar con orgullo los orígenes culturales de nuestra tierra.

“Juntos podemos erradicar dolorosos problemas de nuestro Estado, como la desnutrición y falta de servicios de salud, tenemos mucha voluntad de trabajar con ustedes para que todo esto sea posible. Tenemos mucha voluntad de caminar de la mano y evitar el dolor que puede ser evitado”, aseveró.

Expuso que los apoyos como entrega de chamarras del programa “Juntos sin frío”, así como entrega de maíz y frijol que se efectuaron en esta ceremonia: “son un símbolo de que estaremos cerca. Son un símbolo de que comenzaremos esta nueva etapa de cercanía y enriquecimiento mutuo. Cuenten con una servidora, para apoyar a todas las comunidades tradicionales de nuestro querido estado”, acotó.

En su participación, el titular del Instituto Nacional de los Pueblos Indígenas en Chihuahua (INPI), Nicolás Víctor Martínez Juárez, indicó que las necesidades son muchas, no obstante, este día se demuestra la intención de hacer acciones coordinadas para compartir información, recursos y la presencia en las comunidades indígenas de todo el estado, para brindarles mejores servicios y una mejor asistencia.

Destacó el trabajo de la COEPI que permitió ubicar a 580 comunidades indígenas, por lo cual la dependencia a su cargo se suma a este esfuerzo para trabajar de manera coordinada con las presidencias municipales, para un mejor servicio y asistencia a los pueblos originarios.
  

A este encuentro asistieron aproximadamente 300 autoridades tradicionales de los municipios de Gran Morelos, San Francisco de Borja, Belisario Domínguez, Nonoava, Guachochi, Guadalupe y Calvo, Balleza, Morelos, Urique, Batopilas, Bocoyna y Carichí. 

En su intervención, la magistrada presidenta del Supremo Tribunal de Justicia, Miriam Hernández, expresó que antes de que otros pueblos pisaran estas tierras, los pueblos originarios ya habían aprendido a vivir en comunión con el bosque y desde hace mucho tiempo ellos ya realizaban juicios orales.

Resaltó que hoy en Chihuahua se hace historia porque por primera vez la Gobernadora, la presidenta del Tribunal de Justicia y la presidenta de Congreso son mujeres, cuando desde tiempos ancestrales en las comunidades indígenas la mujer juega un papel fundamental y asume puestos de liderazgo, lo cual pone un ejemplo a los servidores públicos que asistieron a este evento.

A nombre de las autoridades tradicionales, María Luisa Bustillos, de Ciénega Norogachi, dijo que celebró que la gobernadora tiene la apertura para escucharlas y tener una buena relación, la cual permitirá la realización de diversos proyectos que nazcan de las propias comunidades, porque ellas y ellos quieren vivir en sus territorios, cuidar de sus bosques, sus aguas, sus cultivos, con un total respeto a sus derechos.  

A su vez, el alcalde de Guachochi, José Miguel Yáñez Ronquillo, agradeció la visita de la gobernadora y su apoyo al municipio a su cargo, porque las alianzas entre chihuahuenses crean desarrollo y bienestar.

El edil hizo patente su beneplácito por la celebración de este evento, en el cual unen esfuerzos los tres órdenes de Gobierno y los tres poderes de la entidad, a fin de atender de mejor manera a los pueblos originarios de Chihuahua.